Salmón: 18 propiedades y beneficios para la salud

Salmón: 18 propiedades y beneficios para la salud

Salmón

1. El salmón es rico en ácidos grasos omega-3.

El salmón es una de las mejores fuentes de EPA, DHA.

A diferencia de la mayoría de las otras grasas, las grasas omega-3 se consideran esenciales. En otras palabras, el cuerpo no puede producirlo, por lo que debe consumirse a través de la dieta.

EPA, DHA tienen varios beneficios para la salud, como reducción de la inflamación, reducción de la presión arterial, reducción del riesgo de cáncer y mejor funcionamiento de las células que forman las arterias.

2. El salmón es una gran fuente de proteínas.

El salmón es rico en proteínas de alta calidad.

Las proteínas, como las grasas omega-3, son un nutriente esencial en su dieta.

Las proteínas desempeñan una serie de funciones importantes en el cuerpo, que incluyen ayudar al cuerpo a sanar, proteger la salud ósea y mantener la masa muscular durante la pérdida de peso y el envejecimiento.

El salmón contiene de 22 a 25 gramos de proteína.

3. El salmón es rico en vitamina B.

El salmón es una gran fuente de vitamina B.

El salmón contiene vitamina B1 (tiamina), vitamina B2 (riboflavina), vitamina B3 (niacina), vitamina B5 (ácido pantoténico), vitamina B6, vitamina B9 (ácido fólico) y vitamina B12.



La vitamina B ayuda a convertir los alimentos ingeridos en energía, produce y repara el ADN y reduce la inflamación. El salmón es más abundante en vitamina B3 (niacina) y vitamina B6. La vitamina B3 ayuda a reducir los niveles de colesterol y la vitamina B6 mejora la salud del cerebro. El salmón también es rico en B12, que es esencial para las funciones del cerebro y del sistema nervioso, el equilibrio hormonal y diversas funciones metabólicas.

4. El salmón es rico en potasio.

El salmón tiene un contenido de potasio bastante alto.

Se sabe que el salmón contiene más potasio que la misma cantidad de plátanos.

Potarium ayuda a controlar la presión arterial y reduce el riesgo de accidente cerebrovascular.

Además, el potasio ayuda a controlar la presión arterial y previene la retención excesiva de agua.

Los estudios muestran que las personas que carecen de potasio tienen una presión arterial más alta que las personas normales.

5. El salmón contiene selenio.

El selenio se considera oligoelementos y solo se necesita una pequeña cantidad en el cuerpo. Sin embargo, es importante obtener suficiente selenio de su dieta.

Una de las funciones importantes del selenio es mantener la función tiroidea. Este oligoelemento esencial protege la tiroides del daño oxidativo durante la síntesis de la hormona tiroidea.

6. El salmón contiene astaxantina, un antioxidante.

La astaxantina es un compuesto relacionado con fuertes efectos sobre la salud. La astaxantina es uno de los carotenoides de la familia de antioxidantes.

El color rosado del salmón proviene de la presencia de astaxantina, un antioxidante carotenoide. A diferencia de otros carotenos y carotenoides, la astaxantina no se convierte en retinoides en el cuerpo humano.

La astaxantina es un antioxidante que es bueno para prevenir enfermedades cardiovasculares, inmunes, inflamatorias y neurodegenerativas.

También se sabe que la astaxantina previene el daño de la piel y ayuda con el envejecimiento.

7. El salmón puede reducir el riesgo de enfermedades cardíacas.

El salmón es una fuente rica en ácidos grasos omega-3 (EPA y DHA) y potasio. El potasio y los ácidos grasos omega-3 y 6 contribuyen en gran medida a la salud del corazón al reducir la inflamación arterial, reducir el colesterol y mantener los niveles de presión arterial. Potarium ayuda a controlar la presión arterial y previene la retención excesiva de líquidos. Por lo tanto, comer salmón con regularidad puede reducir en gran medida el riesgo de enfermedades relacionadas con el corazón, como ataques cardíacos, accidentes cerebrovasculares, arritmias e hipertensión arterial.

8. El salmón puede ayudarlo a controlar su peso.

Comer salmón con frecuencia le ayuda a perder peso y a mantenerlo.

Después de comer alimentos ricos en proteínas como el salmón, la tasa metabólica es más alta que la de otros alimentos.

Los estudios demuestran que las grasas omega-3 pueden promover la pérdida de peso y reducir la grasa abdominal en personas con sobrepeso.

El salmón también es bastante bajo en calorías.

En conclusión, comer salmón puede ayudar a controlar el peso al reducir el apetito, aumentar la tasa metabólica y aumentar la sensibilidad a la insulina.

9. El salmón puede ayudar a combatir la inflamación.

El salmón puede ser un arma poderosa contra la inflamación.

Muchos expertos creen que la inflamación es la causa principal de la mayoría de las enfermedades crónicas, incluidas las enfermedades cardíacas, la diabetes y el cáncer.

Los estudios han demostrado que comer salmón ayuda a reducir los marcadores inflamatorios en personas con riesgo de desarrollar estas enfermedades.

10. El salmón puede ayudar a la salud de su cerebro.

Los estudios demuestran que incorporar salmón a su dieta puede mejorar la función cerebral.

El DHA de salmón trabaja con vitaminas A, vitamina D y selenio para mejorar la función cerebral. Los ácidos grasos omega-3 pueden ayudar con enfermedades como el Alzheimer y el Parkinson. Además, comer salmón durante el embarazo puede mejorar el desarrollo y la salud del cerebro fetal.

Se ha descubierto que los pescados grasos saludables y los aceites de pescado reducen los síntomas depresivos, protegen la salud del cerebro fetal durante el embarazo y retrasan la pérdida de memoria relacionada con el envejecimiento.

Un estudio de personas de 65 años o más mostró que comer pescado más de dos veces por semana reduce los problemas de memoria relacionados con el envejecimiento en un 13 por ciento más lento.

Otro estudio encontró que las personas que comen pescado con regularidad tienen más materia gris que el cerebro de las personas normales.



11. El salmón puede ayudar a su cuerpo a controlar el sueño.

El salmón contiene un aminoácido llamado triptófano. Según el sitio web MedlinePlus de la Biblioteca Nacional de Medicina, el triptófano es un aminoácido esencial. El triptófano ayuda a producir melatonina y serotonina. En otras palabras, juega un papel importante en las funciones corporales, como el control del estado de ánimo y el ciclo del sueño.

12. El salmón ayuda a reparar el tejido dañado.

El salmón es una buena fuente de proteínas. Los componentes de los huesos, músculos, cartílagos, piel y sangre de nuestro cuerpo requieren proteínas. Las proteínas ayudan al cuerpo a construir y reparar tejido después de una lesión, proteger la salud ósea y mantener la masa muscular. También mantiene una tasa metabólica saludable y mejora la densidad y la fuerza de los huesos.

13. El salmón ayuda a tratar el cáncer.

El salmón se considera un superalimento por su contenido de ácidos grasos omega-3. Desde el punto de vista médico, se ha demostrado que los ácidos grasos omega-3 tienen un efecto significativo sobre las células cancerosas y pueden matar tumores. Los ácidos grasos omega-3 pueden ayudar con ciertos cánceres, como cáncer de piel, cáncer de próstata, cáncer de colon y recto, cáncer de hígado, cáncer de piel inducido por rayos UVB y tumores cerebrales.

14. El salmón ayuda a combatir la inflamación de las articulaciones.

Los ácidos grasos omega-3 del salmón ayudan a reducir diversas afecciones inflamatorias de las articulaciones, incluida la osteoartritis. El salmón contiene un pequeño grupo de proteínas llamadas péptidos fisiológicamente activos. Se sabe que uno de estos péptidos fisiológicamente activos, llamado calcitonina, ayuda a aumentar, regular y estabilizar la síntesis de colágeno en el cartílago de la osteoartritis humana.

15. El salmón ayuda a mejorar su vista.

El salmón, rico en ácidos grasos omega-3 y vitamina A, es un buen alimento para los ojos. El consumo regular de salmón puede ayudar a tratar los ojos secos y la degeneración macular relacionada con el envejecimiento (AMD).

16. El salmón es bueno para la piel.

El salmón es bueno para la salud de la piel debido a la presencia de ácidos grasos y vitamina A. Estas grasas saludables mejoran la calidad y la salud de la piel. Los ácidos grasos omega-3, junto con los antioxidantes carotenoides en la astaxantina, reducen significativamente el daño a los radicales libres que causan el envejecimiento.

17. El salmón es bueno para la inmunidad.

La combinación de omega 3, selenio, vitaminas A y D es clave para mejorar la inmunidad. Comer salmón más de dos veces por semana puede reducir el riesgo de enfermedades crónicas como enfermedades cardíacas, diabetes y deterioro cognitivo.

18. El salmón es especialmente bueno durante el embarazo.

Comer salmón durante el embarazo o la lactancia puede promover el desarrollo del cerebro fetal. La razón es que el salmón es rico en grasas insaturadas, DHA.

Show Buttons
Hide Buttons